lunes, 10 de diciembre de 2007

PERRUNILLAS DE LA ABUELA ANTONIA.

Las perrunillas (o perronillas), son unos exquisitos dulces para estas fechas que se aproximan. Típicos de Andalucía, Extremadura y Salamanca, son parecidos a los mantecados, pero con unas diferencias que los hacen aún más atractivos.
Hay muchas recetas, pero nos basamos en la de la abuela Antonia, que viene siendo nuestra proveedora habitual de este tipo de dulcería...
INGREDIENTES:
- 1 kg de manteca de cerdo.
- 800 g de azúcar.
- 4 huevos.
- 2 barras de canela.
- 1 puñado generoso de matalahúva.
- raspadura de corteza de 3 limones.
- 1 cucharadita de bicarbonato.
- 1 copita de anís dulce.
- harina, la que admita (aprox. 1'500 kg)
- optativo: 1 puñado de almendras molidas.
ELABORACIÓN:
En un lebrillo o baño se bate con la mano la manteca con el azúcar, hasta llegar a punto de nieve (esto es muy importante...)
Luego, se le va añadiendo la harina, poco a poco.
A los huevos, les habremos separado claras y yemas.
Las claras se reservan y las yemas, junto con la ralladura de limón, la matalahúva, el anís y las barras de canela (molidas previamente), se añadiran a la masa y se seguirá amasando.
Aquí se incorporarían las almendras, si es que así se ha decidido (pero es mucho más calórico.)
Las claras con un poco de azúcar, se irán montando a punto de nieve y se reservan. Aquí, nuestro hijo Rafa, fue el que empleó su fuerza leonina durante más de 1/2 hora, y vean el punto que consiguió...
Cuando la masa haya adquirido un punto más bien duro, se extiende con un rulo.
Se van cortando las perrunillas con un molde o un vaso.
También se pueden hacer con la mano, un poco más alargadas (nosotros las hemos hecho de las dos formas, cuestión de gustos...)
Se colocan en la placa del horno previamente engrasada, y se les unta por encima la clara montada y un poco de azúcar mezclada con canela en polvo.
Se meten al horno (precalentado durante unos 10-15 minutos), y se dejan de 20 a 25 minutos a 180º C. Hay que estar muy atentos para que no se doren más de la cuenta.
Se sacan, se dejan enfríar y se retiran de la placa.
Y a disfrutarlas...
Mientras se preparaba, escuchábamos música de nuestra paisana, María Villalón:

8 comentarios:

modes amestoy dijo...

una delicia hecha con cariño y mimo tiene que estar enorme.
Un abrazo

lágrima de esperanza dijo...

la verdad q tiene q estar muy rico pq hay q reconocer q con esos ayudantes seguro q no hay receta q se resista. un saludo

Soraya dijo...

Secretario, ya estaba echando en falta vuestras recetas, y mira que me has sorprendido con esta delicia, y como las anteriores las probare este fin de semana.
Tienen unos asistentes de cocina, que son un lujo.
Un fuerte abrazo,
Soraya

El futuro bloguero dijo...

Bravo.
Receta familiar. (para hacer y disfrutar en familia)
Grandes recuerdos me traen las perrunillas.
Mmmm.
Huelen a casa de los abuelos.

Argemís dijo...

Ays Secre pero cuantas cosas ricas hay en este blog, he puesto ya 2kg sólo de leer vuestras recetas. Se me hace la boca agua. En fin, un besito.

Argemís dijo...

Se me olvidaba!!!vaya descubrimiento María Villalón, no la conocía pero voy a buscarla porque me ha gustado mucho esa Canción de Cuna.

Sandra Garrido dijo...

Y yo perdiendome estas delicias. Volveré por aquí , ejor dicho lo agrego a favoritos .
Un abrazo

Almudena dijo...

Hola! yo también soy paissana de Ronda jeje el mundo es un pañuelo, me encantan vuestras recetas algunas también se hacen en mi casa como la mistela o las castañas en almibar y me recuerdan a esos buenos ratos en la cocina con mi abuela y mi madre enhorabuena por el estupendo blog que teneis me encanta besos